La nueva dirección del CNSL

10/11/2014

El CNSL nació en Barinas, el 20 de Junio de 2005 y recorrió 11 sedes en mes y medio (lunes y martes en una ciudad y luego jueves y viernes en la otra). En ese primer año el Manual de Logística tenía sólo 5 páginas y no estaba claro aún un modo general para organizarse, comunicarse, registrarse, participar, escoger las ponencias, escoger el auditorio, asegurar el hospedaje, garantizar el transporte… etc.

En esas contradicciones, consciente de las dificultades por venir y plenamente claro del nivel de entropía y caos al cual habría que enfrentarse fue convocado el “Primer Congreso Nacional de Software Libre” y era “Primer” porque desde antes de intentarlo existía la plena seguridad de que llegaría al menos hasta el quinto.

Y así, llegamos al Décimo CNSL…

Ya que el movimiento del Software Libre se compone de voluntades activadas que, al mejor estilo de SVN o GIT, operan y complementan sus esfuerzos aún sin conocerse, ni haberse comunicado nunca, el CNSL logró, desde esa inexperiencia natal, adaptar su naturaleza y normas a este patrón de desarrollo: distribuido y simultáneo, producido desde la hermandad y la cooperación en comunidad.

Todo lo que está actualmente en el manual del CNSL es producto del debate, la construcción y el acuerdo colectivo. Ese manual está escrito en piedra, y nadie quien lo reciba por primera vez tiene el derecho de discutir siquiera un punto, o una coma. Si se ha formado parte activa de la organización de, por lo menos, una sede de Congreso se puede participar en la modificación, parcial o total, del contenido del manual y así, partiendo de la experiencia, debatir las mejores formas de hacer y de construir en comuna.

Superada la etapa de debate, entramos en un periodo para la construcción de nuestro tejido social: Se construye sin debatir. Esta es una época fructífera, aceptando y respetando todos los liderazgos y capacidades, discutiendo los detalles en su momento. El éxito organizativo del CNSL estuvo basado siempre en aceptar el liderazgo del compañero de lucha, lo demás fue carpintería.

Es por eso que el año que viene asumirá la dirección nacional del CNSL Oscar Zambrano, quien nos consta, es un joven talento con capacidades y competencias bien conocidas por una comunidad que confía en su capacidad para superar ese reto y convertirlo en más crecimiento y en mas preparación para el liderazgo y la vanguardia.

Oscar ha sido parte de este esfuerzo desde hace más de 5 años, fue organizador de sede, director nacional de logística 3 veces, director de recursos en casi todas sus participaciones, encargado del patrocinio nacional en los últimos años y varias veces le tocó asumir todas las anteriores. No solo conoce el CNSL bien, sino que ha ayudado a formarlo y definitivamente el CNSL ha contado con sus aportes en la vanguardia, a la cual ahora le toca liderar en comunidad.

Todo cambio genera reacciones varias. Muchas de las cosas que se hacen en el modo actual tendrán mejores resultados si se aplican nuevas estrategias. Otras demostrarán que el modo actual cumple mejor con los objetivos desde estrategias bien probadas.

Algunos se fueron distanciando del CNSL en la medida en que éste definía su estrategia política y su compromiso social. Así sucedió cuando nos pronunciamos como movimiento en contra del Software Privativo, cuando advertimos sobre las distribuciones contaminadas, cuando nos adherimos al Polo Patriótico y cuando expusimos los argumentos en favor de la Ley de InfoGobierno.

Una herencia le queda a la vanguardia que asume ahora el CNSL: La resistencia al Software Libre en Venezuela, que hoy ha sido mermada por la labor de unas 500 personas, que durante 10 años organizaron el evento, viajando miles de kilómetros dentro del país, llegando a más de 100.000 personas directamente y quién sabe cuántas indirectamente, todo eso en Venezuela, País Potencia, desde el Poder Popular Organizado.

Todo el compromiso, la paciencia, la lealtad y el apoyo para Oscar Zambrano, el nuevo “Chiguire Mayol”. Le tocará transitar por pasajes que no va a querer recordar y que sucederán en las mismas fechas en las cuales vivirá agradables momentos en la lucha por el Software Libre.

Por nuestros objetivos históricos y en especial en nombre de nuestro País Potencia, nos las jugamos con las bases y nos las jugamos con la juventud, como Poder popular Organizado, siendo partícipes protagónicos en la construcción de una patria soberana, justa, libre e independiente.

Chavez Vive en nuestros corazones y guía nuestras acciones. Innovamos o erramos.



2 Comentarios a “La nueva dirección del CNSL”

  1. jovanny dice:

    Excelente! Todo nuestro apoyo al nuevo Coordinador Nacional Oscar Zambrano, que ahora tiene el compromiso de seguir sumando esfuerzos para mantener y mejorar el legado del Congreso Nacional de Software Libre, el trabajo que ejerció Octavio Rossell es un ejemplo tremendo que demuestra el devenir para Oscar que debe hacer posible con su labor comprometida muchos Congresos más! 11++ Cuenta con nuestro apoyo desde Ciudad Bolívar.

  2. JRu1z dice:

    Caramba, hace 5 años atrás escuche a decir a Oscar Zambrano, “soy coordinador regional por Aragua y voy por la dirección nacional, cuidado chiguire que voy por tu puesto” mostrando mucha constancia, perseverancia, valor, paciencia, disciplina y sobre todo liderazgo, se cumple su meta, felicidades hermano, sabemos que el CNSL queda en buenas manos

Deja tu comentario